Biografías para el recuerdo: Otilio Vivar

24-06-74
BPZ 74

El día 24 de junio [de 1974] falleció en esta ciudad de Teruel el P. Otilio Vivar. Tenía 81 años y su muerte se produjo a consecuencia de una embolia. Realmente fue para todos una sorpresa ya que su salud era normal y no se había quejado de ninguna dolencia en los días anteriores. Enormemente metódico y sistemático, el P. Otilio, se nos ha marchado sin causarnos ninguna clase de molestias a los que formamos parte de su Comunidad. Ha emprendido un viaje más. Precisamente por estas fechas veraniegas solía emprender sus viajes hacia tierras muy lejanas: Finlandia, Rusia, Turquía, Líbano… Un gran viajante a quien no le asustaban las distancias ni el vértigo de casi los ochenta años. Admiraba la naturaleza y de todos sus viajes parecía venir rejuvenecido, trayendo nuevas energías para entender un poco mejor el mundo tan revuelto, como solía decir él, de nuestros días.

Su amor y admiración hacia España eran verdaderamente extraordinarios. Amaba a España con toda su riqueza histórica y, a la hora de compararla con otras naciones, de ninguna manera admitía el que se la colocara en un lugar inferior.

Como persona metódica y ordenada, realmente nos ha dado muchos ejemplos. Durante los últimos años era el último en acostarse y el primero en levantarse. Nunca faltó a la meditación de la mañana. Puntualisimo y con un reloj siempre a punto de competir en precisión con cualquier otro.

De una manera especial ha cumplido ejemplarmente y hasta el último día con la obligación de atender el confesonario. En infinidad de ocasiones atendió a las confesiones de los “apostólicos” y muchos sacerdotes de la ciudad solían confesarse con él. Con un gran sentido del humor y de la caballerosidad, supo ser un gran compañero de Comunidad, colaborando en los distintos trabajos de la casa.

El entierro estuvo muy concurrido y Padres de las Residencias de Zaragoza, Pamplona y Albacete se unieron a este emotivo acto. El Vicario Capitular de la diócesis presidió el funeral, en el cual el P. Manuel Navarro en brillante alocución encomió la personalidad del finado.

El P. Otilio Vivar había nacido en Arroyo de Muñó, provincia de Burgos, y realizado su vida de sacerdote en Alcorisa (Teruel), distintas casas de Cuba, Tardajos, Hortaleza y Teruel. Su recuerdo quedó grabado especialmente en muchísimos estudiantes C.M. de Filosofía, ya que durante más de diez años fue párroco de Hortaleza (Madrid).

Descanse en paz.

Alfredo Eslava

Mitxel Olabuénaga, C.M.

Sacerdote Paúl y Doctor en Historia. Durante muchos años compagina su tarea docente en el Colegio y Escuelas de Tiempo Libre (es Director de Tiempo Libre) con la práctica en campamentos, senderismo, etc… Especialista en Historia de la Congregación de la Misión en España (PP. Paúles) y en Historia de Barakaldo. En ambas cuestiones tiene abundantes publicaciones. Actualmente es profesor de Historia en el Colegio San Vicente de Paúl de Barakaldo.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.