Carta del arzobispo de Madrid sobre la beatificación de los mártires

Carta del Arzobispo de Madrid con motivo de la beatificación de los mártires de la Familia Vicenciana. 60 mártires del siglo XX, sacerdotes, consagrados y laicos de la Familia Vicenciana

A los fieles de Madrid y a los peregrinos para la beatificación.

Queridos hermanos:

El papa Francisco ha dispuesto que 60 miembros de la Familia Vicenciana, nacidos en diversos lugares de España, sean públicamente reconocidos en la Iglesia como mártires de Cristo. Dios mediante, el día 11 de noviembre próximo serán beatificados aquí en Madrid por el Cardenal Amato, enviado por el Papa. Pronto se comunicará el programa que se está preparando.

Anuncio ya este acontecimiento con el fin de que los párrocos, directores de centros educativos y de otras instituciones de nuestra Iglesia diocesana de Madrid, así como todos los sacerdotes, consagrados y fieles tengan tiempo para informarse, participar y beneficiarse de esta especial gracia de Dios. ¡Qué hermoso será que toda la comunidad diocesana se implique en esta celebración de los mártires! ¡La evangelización se hace en la comunión de los santos!

También quiero dar ya mi cordial bienvenida y la de toda nuestra Iglesia diocesana a los peregrinos de la Familia Vicenciana de otros lugares de España y del mundo entero, a quienes esperamos para esta fiesta de los mártires. Estamos celebrando el 400 aniversario del carisma misionero y de caridad de San Vicente de Paúl ¡Qué alegría poder darle juntos gracias a Dios por ese gran regalo! ¡Qué bueno contar ahora con el ejemplo y la intercesión de estos hermanos que han vivido el carisma vicenciano hasta el testimonio supremo de la entrega de su vida por amor a Dios y a los hermanos!

Los nuevos mártires son 40 Misioneros paúles – 24 sacerdotes y 16 hermanos -, 2 Hijas de la Caridad, 13 laicos de las Asociaciones vicencianas, y, también 5 sacerdotes diocesanos de Murcia, asesores de esas Asociaciones. Todos dieron su vida por Cristo y con Él durante la persecución de los años treinta del pasado siglo XX, en varios lugares de España.

La mayoría de ellos – 39 – recibieron la palma del martirio en Madrid. Un buen grupo estaba vinculado a la Basílica de la Milagrosa: 14 misioneros y 6 laicos del barrio de Chamberí, padres de familia, que eran miembros de la Asociación Caballeros de la Virgen Milagrosa. Otros 10 misioneros eran de la Casa Misión de Atocha; 6 pertenecían a la Casa Noviciado de Hortaleza; 3 a la Casa Misión de Valdemoro y 1 a la pequeña comunidad de la calle Fernández.

CARTA COMPLETA:

2017.05.15. OSORO. Martires Vicencianos.Madrid.CartaArzobispo

David Carmona, C.M.

David Carmona, Sacerdote Paúl y actual Visitador de la Provincia de Zaragoza. Es canario y actualmente reside en la comunidad vicenciana de Casablanca (Zaragoza).

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *