En la Fiesta de San Vicente de Paúl

Zaragoza, 19 de septiembre del 2012
A los misioneros de la Provincia de Zaragoza

Con gran alegría vengo constatando cómo las coordinadoras locales de las distintas ramas de la Familia Vicenciana se reúnen para preparar la fiesta de San Vicente. La celebración conjunta de la solemnidad de nuestro Santo Padre nos lleva a considerar una vez más que la familia que reza unida permanece unida, y que la fuerza necesaria para servir a Jesucristo en el pobre la recibimos del Espíritu Santo, el mismo que animó el amor y el servicio de nuestro Santo Padre.

Como suelo hacer por estas fechas, animo a los Misioneros, sea cual sea el cargo que ocupen (Superiores, Directores de Colegios, Párrocos, Capellanes u otros), que se pongan en contacto con las coordinadoras respectivas de la Familia Vicenciana Provincial para organizar la celebración de la solemnidad de nuestro Santo Padre el próximo día 27 de septiembre.

Este año, el Colegio “San Vicente de Paúl” de Barakaldo celebra su cincuentenario. A la vez que pensamos en todo el vicencianismo extendido por el mundo entero, le daremos gracias al Señor de modo especial por el medio siglo del Colegio “San Vicente de Paúl”, en nuestra Provincia de Zaragoza, cuya trayectoria de servicio es impecable. Han sido muchos los Misioneros que han ofrecido su vida en un servicio callado y sacrificado como es el del Colegio, con la alegría de hacer conocer y enseñar a vivir los valores evangélicos, en la más estrecha simbiosis de Fe y Cultura.

Es indudable que el Colegio católico es un medio extraordinario de evangelización y nos permite presentar a Cristo a los jóvenes, cuyos corazones siempre están abiertos a la verdad, a la alegría y a la belleza. Seguir a Cristo evangelizador del pobre tiene mucho que ver con ayudar a los jóvenes a abrirse a la vida, a la VIDA.

Este año, en la solemnidad de San Vicente, nos felicitaremos unos a otros porque lo vicenciano está vivo en las diversas ramas de la Familia vicenciana: AIC, Misioneros, Hijas de la Caridad, AMM, SSVP, JMV, MISEVI. Entre todos estos vicencianos, este año yo quiero felicitar de modo especial, en su cincuentenario,  a ese puñado de misioneros que dieron y dan su vida para que los jóvenes, pobres entre los pobres, lleguen a conocer y seguir a Jesucristo, luz y camino, verdad y amor, alegría y vida.

P. Juan Julián Díaz Catalán, CM

Mitxel Olabuénaga, C.M.

Sacerdote Paúl y Doctor en Historia. Durante muchos años compagina su tarea docente en el Colegio y Escuelas de Tiempo Libre (es Director de Tiempo Libre) con la práctica en campamentos, senderismo, etc… Especialista en Historia de la Congregación de la Misión en España (PP. Paúles) y en Historia de Barakaldo. En ambas cuestiones tiene abundantes publicaciones. Actualmente es profesor de Historia en el Colegio San Vicente de Paúl de Barakaldo.

También te podría gustar...

3 Respuestas

  1. Mitxel dice:

    Agradecer sus letras el sr. Visitador. Una pequeña observación. Los Cincuenta años son del ACTUAL Colegio. Hubo uno anterior, con la misma titularidad, que inició su recorrido en 1944 y estuvo ubicado en las proximidades de la Capilla del Carmen adonde llegaron los misioneros paúles en 1925. Cariñosamente se le conoce como el «Txami».

  2. S.Gloria S.Negrón Llompart dice:

    Gracias por compartir estas actividades con nosotros, nos sirven de mucho

  3. María de los A. dice:

    Hola Soy de Costa Rica y pertenezco a la Asociación de Hermanas Vicentinas de la Asunción de Belén, Heredia. Quería contarles que nuestra asociación se formo en el año 1945 y es para nosotros un privilegio pertenecer a este grupo, existen todavía dos señoras fundadoras. La primera Directiva la formaron:
    Presidenta:
    Vitalina González .(+)
    Vice-presidenta:
    Lucía Rodríguez M.(+)
    Tesorera: Marta Alfaro (+)
    Secretaria:
    Clara Zumbado González.
    Como socias activas: María Zumbado (+) y Zoila Murillo. Mas adelante se les une la señorita Elisa Zumbado. Cabe destacar que Lucia, Elisa y María, se mantuvieron firmes para que la cofradía no desapareciera hasta 1981, año en que por la edad, iban a tener que cerrar la cofradía, entonces unas vecinas decidieron integrarse para seguir con la misión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.