Proyecto Provincial 1991/1992

mso92DF1CONGREGACIÓN DE LA MISION

PROVINCIA DE ZARAGOZA

PROYECTO PROVINCIAL 1991-1992

Presentación

Siguiendo en n.°- 69-1.°- de los Estatutos de la con­gregación de la Misión, “corresponde al Visitador hacer el Proyecto Provincial según las Normas Provinciales y con el consentimiento de su Consejo” y el n. °- 1 de las Líneas Operativas 1991 de la Provincia de Zaragoza “es importante y necesario elaborar el Proyecto Pro­vincial que el Visitador con su Consejo concretará en programas anualmente”, en la reunión del 20 de agosto de 1991 el visitador con su Consejo determinó ciertas pautas para el proceso dé elaboración del Proyecto Provincial.

El 3 de septiembre de 1991 el Visitador escribió a las comunidades de la Provincia pidiéndoles que cada una enviara a la Curia Provincial tres objetivos que se con­sideraran prioritarios, señalando, al mismo tiempo, para cada uno las acciones prácticas en orden a su consecución.

Con las respuestas de las comunidades se preparó un instrumento de trabajo para la reunión de los supe­riores de la Península y Canarias celebrada en Murguía los días 14 y 15 de octubre de 1991.

En el consejo provincial de los días 7 y 8 de noviem­bre de 1991 el Visitador y Consejeros estudiaron la sín­tesis y conclusiones sobre el Proyecto Provincial de la reunión de Superiores.

Como resultado de todo este proceso, he aquí el PROYECTO PROVINCIAL 1991-1992 para la Provin­cia de Zaragoza.

OBJETIVOS

1. – Vivir en clave de evangelización

OBJETIVO FUNDAMENTAL

Toda la Provincia, las comunidades, cada misio­nero realizarán su vida apostólico-comunitaria en clave de evangelización, a saber: sus ministerios, su vida fraterna, su vida de oración, la comunión y uso de los bienes, el cuidado de su salud, el des­canso…

En esta dimensión totalizante de evangelización al servicio a los pobres será el principio orientador, determinante y animador.

“La Congregación de la Misión se reconoce lla­mada por Dios a llevar a cabo la obra de la evange­lización de los pobres. Puede afirmar de sí misma que la misión de evangelizar constituye su gracia y vocación propia y expresa su verdadera naturaleza” Const. C.M., 10.

“Sí, nuestro Señor pide de nosotros que evange­licemos a los pobres: es lo que él hizo y lo que quiere seguir haciendo por medio de nosotros”.

San Vicente, XI, 386.

LINEAS DE ACCIÓN

1.1. Cada comunidad, al inicio del curso y al evaluar el Proyecto Comunitario, examinará detalladamente si, como comunidad y personalmente los misioneros, viven en clave de evangelización su vida apostólico-comunitaria, a saber: sus ministerios, su vida fraterna, su vida de oración, la comunión y uso de los bienes, el empleo del tiempo, el estu­dio, las lecturas, el cuidado de la salud, el uso de los medios de comunicación, los momentos de ocio, etc.

1.2. Las comunidades crearán cauces para que cada misionero tenga, de un modo u otro, contacto per­sonal con los pobres.

1.3. La Provincia en cuanto tal, apoyada por las casas y misioneros de la misma, realizará una acción social significativa en la Misión de Puerto Cortés, Honduras.

2. – Misiones Populares

OBJETIVO

Promover las Misiones Populares con empeño. “La Provincia de Zaragoza considera la renova­ción de la Misión Extraordinaria como la prioridad más urgente del momento actual.

En particular se propone promover con empeño las Misiones Populares, tan entrañablemente queri­das por el Fundador”.

NP 4 – Const. C.M., 14

LINEAS DE ACCION

2.1. El coordinador de misiones enviará a las comuni­dades en el mes de septiembre el calendario anual de misiones.

2.2. Al menos un misionero de cada comunidad parti­cipará cada año en una Misión Popular. El Visitador, cuando sea necesario, ayudará a cu­brir las ausencias.

2.3. Al menos un misionero de cada casa participará en el encuentro anual sobre misiones en el mes de septiembre.

2.4. Se preparará y enviará a las comunidades un folle­to sobre Misiones Populares.

2.5. Para la meditación-oración de un día al mes sobre la Evangelización Extraordinaria, se enviará a las comunidades un folleto con material adecuado.

2.6. Con el fin de ayudar a los laicos en su formación como agentes de evangelización en las Misiones Populares, se organizarán dos cursillos anuales, uno al inicio y otro al final del curso.

2.7. La Provincia en los dos próximos años llevará a cabo la posmisión en Puerto Cortés: ciudad, pue­blos y aldeas.

3.- Promoción vocacional

OBJETIVO

Suscitar candidatos para la Misión Vicenciana. “Las Provincias, las casas y cada uno de los mi­sioneros deben preocuparse de suscitar candida­tos para la Misión Vicenciana”.

Est. C.M., 37-1º.

Esto que es válido siempre y en toda circunstan­cia, se hace particularmente necesario y urgente en la Provincia de Zaragoza, dado el envejecimiento del personal y la grave crisis vocacional, si quere­mos, de otra parte, que haya misioneros que se hagan cargo del relevo y respondan a las amplias necesidades en la evangelización de los pobres.

“Nos piden hombres de todas partes, pero no los tenemos. ¡Dios mío!

¡Qué gran tesoro es un buen misionero! ” San Vicente, VIII, 310.

LINEAS DE ACCION

3.1. Este Proyecto Provincial supone y acepta cuanto en las Líneas Operativas y en el Directorio de Pastoral Vocacional se dice sobre la inserción de la Promoción Vocacional en la Pastoral Juvenil, y sobre las acciones de dicha pastoral.

3.2. En el Proyecto Comunitario anual se establecerá con toda concreción qué acciones realizará la comunidad a favor de la Promoción Vocacional.

3.3. Las comunidades se prestarán de buen grado a recibir en la casa a los posibles candidatos, a fin de ayudarles a discernir su vocación vicenciana.

3.4. Cada misionero, a título personal, tratará, con actuaciones concretas, de orientar vocacionalmente a algún posible candidato en particular: adolescente, joven o adulto.

3.5. Los misioneros del Equipo cíe Promoción Voca­cional se dedicarán a este ministerio a tiempo pleno, bajo la dirección de un coordinador.

3.6. El coordinador con el Equipo de Promoción Vo­cacional elaborará antes del comienzo del curso el calendario anual de convivencias vocacionales, e informará del mismo a las comunidades.

3.7.   Los misioneros del Equipo de Promoción Vo­cacional pasarán por las casas, al menos, tres veces al año, para informar, coordinar y ayudar a los misioneros de la casa en la atención a los jó­venes y candidatos de la zona.

3.8. Se tendrán en Murguía dos encuentros vocaciona­les en tiempo de verano.

3.9.   Se ofrecen como centros de reunión y encuentros las siguientes casas: Murguía, Pamplona, Casa­blanca, Teruel, Albacete y Las Palmas.

3.10. El Visitador revisará periódicamente las activida­des realizadas por cada comunidad, por los mi­sioneros en particular y por el Equipo en favor de la Promoción Vocacional.

4. – Experiencia de Dios

OBJETIVO

Crecer en la experiencia de Dios, personal y co­munitariamente.

“Si estáis muy llenos de Dios, dice San Vicente, aunque no digáis ni una sola palabra, tocaréis los corazones sólo con vuestra presencia… Las virtu­des que vemos practicar causan más impresión que las que se nos enseñan”.

(XI, 334)

De ahí, entre otras motivaciones, la importancia para el misionero de la experiencia de Dios perso­nal y comunitaria.

De otra parte, inmersos en el mundo, como de­bemos estar aunque sin pertenecerle, el ambiente secularizante que respiramos fácilmente nos lleva a la atonía espiritual, a la búsqueda de lo fácil, a “dejarnos llevar de las falsas máximas de] mundo” y no “de las de Jesucristo”.

El crecimiento en la experiencia de Dios hará que el apostolado y la vida de comunidad se unifi­quen en un todo, de manera que los misioneros lleguen a ser “contemplativos en la acción y após­toles en la oración”.

(Const. C.M., 42.)

LINEAS DE ACCION

4.1. Cada misionero hará, ante el Señor, un sincero dis­cernimiento de su situación personal en relación con la experiencia de Dios, el seguimiento de Cristo, la práctica de los consejos evangélicos, la oración, !as virtudes vicencianas…

4.2. Una vez a la semana las comunidades tendrán la repetición de oración o la conferencia espiritual si­guiendo las sanas tradiciones de la Congregación.

4.3. Los misioneros y comunidades darán la importan­cia que les es debida a la lectura de la Palabra de Dios, a la celebración de la Eucaristía, al Sacramento de la Reconciliación y a la Liturgia de las Horas.

4.4. Durante este curso, en el tiempo de la oración co­munitaria los días que para ello sean necesarios, se hará en las comunidades la lectura meditada de las Reglas Comunes de la Congregación de la Misión.

4.5. Proyecto Comunitario: Las comunidades y misio­neros pondrán sumo cuidado en su elaboración, dedicando a ello el tiempo necesario; cada misionero tendrá un ejemplar del mismo; será punto de referencia para la vida apostólico-comunitaria; se evaluará, al menos, dos veces al año, una de ellas con la participación del Visitador.

5. – Formación Permanente

OBJETIVO

Formarse sin cesar para continuar la misión de Cristo evangelizador de los pobres.

“Nuestra formación ha de prolongarse y reno­varse todo el tiempo de la vida”. “Debe proponerse como fin que los misioneros, animados por el espí­ritu de San Vicente, lleguen a ser capaces de cum­plir la Misión de la Congregación, aprendiendo cada día mejor que Jesucristo es el centro de nuestra vida y la regla de la Congregación”.

(Const. C.M., 81 y 77)

“Lo que necesita la Iglesia es tener hombres evangélicos que se esfuercen en purgarla, en ilu­minarla y en unirla a su divino esposo. Trabajemos en ello con todas nuestras fuerzas”.

(San Vicente, 111, 181)

LINEAS DE ACCION

5. 1. Este Proyecto Provincial asume plenamente los números 23-26 de las Líneas Operativas de la Provincia en los que se indican acciones muy concretas para la forma­ción permanente.

Convendrá que las comunidades y misioneros lean pe­riódicamente esos números y traten de llevarlos a la práctica.

5.2. Semana Teológica anual organizada por la Provincia en plan cíclico de tres años. Aunque abierta a todos los que deseen acudir, el Visi­tador designará, por su parte, a los misioneros que asis­tirán a la Semana Teológica.

Este curso la Semana Teológica tendrá lugar en Teruel los días 29 de junio al 4 de julio.

5.3. Según el nº 32 del “Unum Corpus, Unus Spiritus in Christo” “cada uno es el responsable principal de su propia formación” que ha de tratar de proseguir, entre otros medios, “con el estudio privado”.

En esta línea:

5.3.1. Se seguirán enviando a las comunidades las fichas vicencianas.

5.3.2. Convendrá que cada misionero se haga su programa particular de estudio y de lectura para el curso 1991-1992, en el que se incluyan algunas obras fundamentales o importantes en los campos bíblico, teológico, pastoral, espiritual, de doctrina social, aparte de las necesarias o convenientes para estar al día en el ministerio propio personal.

5.3.3. “Salvo semper meliori iudicio”, algunas de las obras para el estudio privado podrían ser las siguientes o parecidas:

– LA CELEBRACIÓN EN LA IGLESIA. I.- Liturgia y sacramentología Fundamental; y II.- Sacramentos. Por Dionisio Borobio y Colaboradores. Ediciones Sígueme. Salamanca, 1985-1988.

– LA ENSEÑANZA SOCIAL DE LA IGLESIA. Por Jean Ives Calvez. S,J. Editoriai Herder, Barcelona1991

– MYSTERIUM LIBERATIONIS. Por Ignacio Ellacuría. S,J. y Jon, Sobrino. S J. Conceptos fundamentales de la Teología de la Liberación. Dos volúmenes. Editorial Trotta. Madrid 1990.

– PRAXIS CRISTIANA. 1. -fundamentación; II.- Opción por la vida y el amor; y III Opción por la justicia y la libertad. Por Comité de Dirección: R. Rincón Orduña. E. López Azpitarte, F, Javier Elizari Basterra y Colaboradores. Ediciones Paulinas. Madrid. 1988. 1988, 1990.

Zaragoza, 12 de noviembre de 1991

NOTA: el proyecto está encuadernado en un folletito sin paginar a dos colores.

Mitxel Olabuénaga, C.M.

Sacerdote Paúl y Doctor en Historia. Durante muchos años compagina su tarea docente en el Colegio y Escuelas de Tiempo Libre (es Director de Tiempo Libre) con la práctica en campamentos, senderismo, etc… Especialista en Historia de la Congregación de la Misión en España (PP. Paúles) y en Historia de Barakaldo. En ambas cuestiones tiene abundantes publicaciones. Actualmente es profesor de Historia en el Colegio San Vicente de Paúl de Barakaldo.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.